Social Icons

twitterfacebookgoogle pluslinkedinrss feedemail

23 de marzo de 2008

Euros para saber por qué creemos en Dios


Una fundación estadounidense, la de JOHN TEMPLETON, especializada en investigación relacionada con la razón y la fe, ha donado en LONDRES 2.500.000 € para saber por que los humanos siguen creyendo en Dios.

Esta donación la va a gestionar el CENTRO IAN RAMSAY, que pertenece a la Facultad de Teología de Oxford y será dirigido por JUSTIN BARRETT, un psicólogo.

Se le considera neutral para poder realizar este proyecto que debe de ser aséptico y desideologizado, para así poder indagar los motivos por los que el ser humano tiende a creer en Dios. Estudiará nuestras estructuras cognitivas y nuestras creencias, los rituales religiosos, las plegarias y las creencias de que hay vida después de la muerte.

Según declara BARRETT, quieren explorar lo que el sentimiento religioso tiene de natural, si las creencias son adquiridas o son más naturales de lo que la gente supone. Tratarán de identificar cuáles son las creencias religiosas más comunes y fáciles de asumir por los humanos.

Afirman que con este estudio, el debate del origen de la religión y como esta se ajusta a la mente humana, no probará ni desacreditará ningún aspecto de la religión.

Esta investigación va a durar unos tres años, y el próximo verano se celebrará un Taller en Oxford y curso de un año sobre la materia, pondrán también una página web y para culminar el estudio, tienen previsto que el broche final sea en un Congreso en Oxford, allá para el verano del 2.010.

En fin amigos, un montón de euros para querer dilucidar algo que yo creo que ya se sabe, este estudio solo valdrá para reavivar la polémica que existe en las Universidades entre los científicos creyentes y los ateos, pero creo poder aventurar que este dinero será mal gastado y que los resultados se reducirán a unas pequeñas estadísticas, con poco fundamento FILOSÓFICO.

2 comentarios:

  1. Pues ya que sale el tema (por cierto, que cantidad de artículos interesantes sacas a la palestra), voy a dejar aquí unas líneas al respecto, de modo totalmente altruista y gratuito:

    Los que no me conocen bien piensan que soy agnóstico e incluso algunos me tildan de ateo. Pero nada más lejos de la realidad. Lo que ocurre es que soy bastante crítico con según que actitudes religiosas. Pero yo no creo en Dios, y en eso llevan razón los que lo dicen: SÉ QUE EXISTE. Allá por mis veinte años lo empecé a sentir, es mucho más que una creencia, es una constatación tan íntima que es imposible compartirla con palabras.

    Lo que ya no tengo tan claro es si luego hay algo más, quiero decir después de la muerte. Yo la he visto de cerca hace quince días en un accidente de coche del que salí vivo de milagro, nunca mejor dicho (vivo y totalmente ileso de un siniestro total). A mí me encantaría que luego siguiéramos evolucionando de algún modo y en algún otro espacio tiempo, pero no me parece necesario pedirle esto a Dios para creer en Él; sería una especie de chantaje espiritual que no me parece de recibo.

    Vamos, que mis amigos ateos se piensan que soy un ferviente creyente y mis amigos más religiosos que soy un ateo redomado. Si algo creo, es que en este tema, sólo Dios me entiende.

    Un abrazo mañanero.

    David

    ResponderEliminar
  2. Ese es el camino, gastarán un montón de Euros para explicar algo que todos sabemos y que es tan difícil de definir como la conciencia humana.
    Es fácil que se etiqueten las creencias, pero la base fundamental de la misma viene dada en nuestro ADN, es una herencia que llevamos desde nuestros ancestros, igual desde el momento que comenzaron a tener conciencia de si mismos.
    El ser humano cree en algo, a veces se le denomina Dios, y le surge la necesidad de saber por que está aquí, es por lo que busca una respuesta en la vida después de la muerte.
    Pero luego está el factor individual, como tu expones en tu caso David, o como yo tengo el mío o como cada persona enfoca sus creencias y su fe.
    Recuerdo que un Catedrático de Religión en mis tiempos noveles cuando en el colegio se enseñaba Religión sin tanto rollo como ahora, nos decía NO EXISTE ATEO completo por que siempre creerá en algo, aunque sea en si mismo, y NO EXISTE CREYENTE, que no se plantee sus dudas sobre su Dios.

    Gracias por tus comentarios David.

    ResponderEliminar

 

Sample Text

iconos

twitterfacebookgoogle pluslinkedinrss feedemail