Social Icons

twitterfacebookgoogle pluslinkedinrss feedemail

29 de septiembre de 2011

Corazón de Campeador

Recuerdo que en segundo de BUP me quedó para septiembre la dichosa materia de la Historia, no sé que es lo que me ocurría, pero las fechas y los datos se me atragantaban pues no acababa de ponerlos en un contexto correcto.

Aquel verano tuve la inmensa fortuna de coincidir con un Catedrático de Historia que curiosamente había sido mi mejor profesor en la EGB, pues nos contaba las batallas y los acontecimientos como si de una película se tratase, sin tocar el libro, éste sólo debía usarse para memorizar las fechas y los nombres.

Una gran conversación que nunca olvidaré y que me sirvió para aprobar en septiembre la asignatura, al calor de unos refrescos en un bar, me contó el gran secreto para entender la historia, que no es otro que conocer primero al hombre y así entender al personaje, recuerdo que Felipe II se me atragantaba por la cantidad de datos que había que memorizar.

Seguí su consejo y me aficioné a la lectura de todo aquello que hablaba casi más sobre la vida que sobre las batallas y sus datos en los personajes históricos, y lo cierto es que no me fue nada mal y esa pasión la retomé ya siendo "mayor" con el inefable Juan Antonio Cebrián.

El Monográfico sobre el Cid Campeador ha sido todo un reto, todo lo contado está en la Red y lo más costoso ha sido separar la leyenda de la realidad e intentar no caer mucho en las suposiciones de lo que realmente pasó, pues ahí la puerta queda abierta a nuestra imaginación ya que los datos que confirman como transcurre su vida son muy escasos y ciertamente cada apasionado de la historia les da su propia interpretación.

Estamos viviendo actualmente en una sociedad deprimida por las circunstancias de una crisis que nos ha llevado a tener unas cifras insoportables de paro y quizás leyendo la vida de este gran hombre sirva de ánimo para tener ese corazón de Campeador a la hora de sobrevivir a un mundo laboral ingrato e inaccesible para muchos.

También son momentos en los que existe un miedo interno en nuestra sociedad por esa posible invasión islámica que nos recuerda en parte momentos importantes de nuestra historia pasada y de como un hombre. el Cid, adelantado a su tiempo tuvo un sueño y lo intentó poner en práctica, aunque fracasó por las circunstancias y acontecimientos que ya les he contado en el monográfico.

Hoy el problema no radica en el tema de moros y cristianos, hoy nos debatimos en la lucha cultural y el respeto, sobre todo a la mujer, por ello antes de que los políticos europeos tomen medidas para paliar sus miedos al islamismo, deberían repasar bien la historia y buscar el acercamiento entre esta nueva sociedad que en la que se convive, todos en solidaridad, con una palabra que todos defendemos: Libertad

El personaje del Cid Campeador, don Rodrigo Díaz de Vivar me encanta y no por haber leído varias veces el Cantar del Mío Cid o haber visto la película muchas veces, la pasión llega por como afronta el honor, el desprecio, la desesperación, la fortuna, la victoria y sobre todos sus sueños, también me ilustra comprobar como estos héroes de la historia sufren, tienen miedos, son personas normales con sentimientos y se pueden derrumbar como cualquier mortal ante la adversidad.

Espero no haberles cansado mucho a los que llegaban a este rincón buscando otras cosas, este mes ha sido casi en exclusiva para el de Vivar, creo que se lo merecía y no me queda más que ser agradecido con los que me han felicitado por el Monográfico y lo han seguido apasionados a diario.

Así quedó para todos los lectores un Monográfico sobre la vida del Cid Campeador que podrán disfrutar cuando lo deseen en los siguientes enlaces:

  1. Campi Doctor el Campeador
  2. La Muerte de Ramiro I de Aragón
  3. Leyenda o Historia de un personaje Histórico
  4. El Aliento de un Vasallo
  5. La muerte de un amigo en mala posición y la Puerta de la Traición
  6. El Valor del Honor
  7. El Cid en Sevilla
  8. La Batalla de Cabra
  9. Ira Regia
  10. El Desterrado
  11. La batalla de Almenar
  12. Una traición, el desprecio y la Reconciliación
  13. El segundo destierro del Cid
  14. El Cid enojado con su Rey
  15. El de Vivar les mató de Hambre
  16. Tornafuye táctica mora, triunfo Cristiano
  17. Balansiya ibn Said
  18. Aniquilar al Cid Campeador
  19. El Cid envía a su hijo a la Batalla
  20. El llanto del Cid un luchador Derrotado
  21. La muerte del Cid Campeador
  22. Se forja la leyenda del Cid Campeador



8 comentarios:

  1. Hola

    Realmente es un trabajo impresionante el que has hecho.

    Me ha encantado la manera de explicar la historia de tu profesor de EGB. La comparto totalmente.

    Y desde aquí decirte que soy un murciérlago más, una rosaventera total.

    Gracias por compartir con todos nosotros tu trabajo.

    Besotes.

    ResponderEliminar
  2. Maria Eugenia, muchas gracias y de murciélago a murciélago, que la fuerza y el honor sea nuestra mejor compañía.

    Un abrazo con beso incluido.

    ResponderEliminar
  3. Yo en el cole también odiaba la historia por lo mismo que tú, tantas fechas y lugares y nombres de reyes godos, visigodos... pues ahora mi hijo pequeño (26 años) esta estudiando la carrera de historia... espero que algún día sea un gran historiador o un gran profesor de historia.
    Me ha encantado y tomo nota de tu fabuloso trabajo para pasarle a mi hijo los enlaces.
    Besos enormes Senovilla y si no te veo, lindo fin de semana,

    ResponderEliminar
  4. Sin dudas un gran esfuerzo. Reconozco que no he leido nada, pues cuando llegue ya estaba avanzado el trabajo, pero sin dudas lo hare desde el principio en cualquier momento.

    Felicidades!

    ResponderEliminar
  5. Yo no me acuerdo desde cuando me gusta la historia y una cosa de las que me atravesaba mucho eran las fechas.Yo pienso,es cosa mia,que la enseñanza por lo menos en mi espoca estaba mal planteada,se trataba de memorizar y no de comprender,y para aprender primero,creo,se debe comprender.
    Me gusto mucho la serie del Cid,fue muy bien relatada y magnificamente escrita.
    Espero volver a disfrutar pronto de otros relatos y si no mostrando mis opiniones en tus entradas con respeto.
    Un abrazo amigo Senovilla,sin beso !!!ojo!!!

    ResponderEliminar
  6. Roscanaria, gracias y mucha suerte para tu hijo, seguro que será un gran historiador, tiene todo tu apoyo y eso vale mucho.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  7. Deybi, salvo que blogger me tumbe el blog, ahí quedan los enlaces para mucho tiempo y para disfrutarlos en cualquier momento.

    Un abrazo agradecido.

    ResponderEliminar
  8. Gonzalo un beso a secas puede dar malos entendidos, pero si en el abrazo rozamos los carrillos, seremos la envidia de los mirones, ja,ja,ja.

    Gracias a tu comentario realicé esta tarea, por tanto tú eres tan culpable como yo, así que compartiremos la alegría juntos de haber conocido mejor al Cid Campeador.

    Un abrazo con dos besos de carrillo incluidos.

    ResponderEliminar

 

Sample Text

iconos

twitterfacebookgoogle pluslinkedinrss feedemail