Social Icons

twitterfacebookgoogle pluslinkedinrss feedemail

9 de abril de 2013

Coctel de Frutas, Hadas e Historia

Era día 2 y el madrugón mereció la pena ya que nos llegamos a la Rambla para ver uno de los mercados más bonitos de España, tanto por su color, variedad y precios.

Allí el producto estrella era la fruta, todo tipo de fruta que ustedes se puedan imaginar desde las más conocidas por todos hasta las más desconocidas, expuesto de forma colorida y vistosa que hace que el paseo por ese mercado sea un juego de colores que bailan en tu vista.

Hablamos de la famosa Boqueria de Barcelona con fama tan internacional que es un lugar de parada obligada para cualquier turista que se precie de ver rincones inolvidables.

Hice muchas fotos y les dejo una pequeña muestra si pinchan en la siguiente imagen, allí las disfrutarán todas si quieren verlas en forma de presentación para que sean más vistosas.


Precioso, todos disfrutamos de ese mercado de como estaban distribuidos los productos y sobre todo de la gran variedad que ofrecían.

Los precios del mercado no me parecieron nada caros, verán algún precio en las fotos y lo cierto que por momentos me acordaba de la huerta navarra y todas sus exquisiteces, pero la huerta de este mercado además de barata era de una calidad asombrosa. Sus carnes y sus pescados con precios asequibles que no podía ni imaginarme que en Barcelona fueran así, quizá mal acostumbrado a que en Pamplona nada es barato.

He elegido esta foto de catapulta para las demás que les ofrezco porque nos comimos cada uno de nosotros una tarrina mañanera que nos sentó de maravilla para tener fuerzas en la larga jornada que nos esperaba.

Caminamos hasta un lugar que me habían recomendado, es más me dijeron que la mejor hora para disfrutarlo con los niños era por la mañana tempranito, así que nos dirigimos a un país de hadas.

Bueno no era un país, era un bosque y no era precisamente un bosque amigos era una cafetería, pero que cafetería más hermosa, la más bonita que hasta ahora he visto en toda mi vida un bosque autentico de cuento de hadas, gnomos y duendes.

Un lugar con tal encanto que en cualquiera de sus mesas te impregnabas de ese encanto que tienen los cuentos, un sitio dónde tu imaginación comienza a volar y aparece rápidamente la inspiración, un café que me gustaría tenerlo siempre muy cerca pues allí sería sencillo inspirarse para la poesía.

Les presento el Bosc de les Fades, un rincón que se ha convertido en emblemático para la ciudad de Barcelona, un lugar al que es de obligado destino para disfrutar de un café con el encanto que nos puede ofrecer un cuento de hadas.

Mis hijos disfrutaron mucho con su madre y un servidor no paró de echar fotos a todos los detalles que observaba y después probé estar sentado en penumbra, en esa cueva rodeada de hechizos, de encantos de duendes misteriosos que adivinabas en las paredes y las ensoñaciones de cientos de historias que recordaba contadas a la luz de una hoguera me nublaban los sentidos.

No exagero amigos, he elegido la siguiente foto para que ustedes entren al pinchar en ella para ver unas cuantas que he subido para compartir con vosotros esta maravilla de café encantado que ofrece la ciudad de Barcelona.


Salimos todos encantados y exaltados de lo bonito que fue tomar ese café allí, Jorge y Lucía también hicieron un montón de fotos y no paraban de preguntar sobre hadas, duendes y gnomos así que el paseo fue de lo más entretenido mientras hacíamos tiempo para ir a un lugar lleno de historia, un lugar que seguramente me gustaría y así fue.

Cuando planificamos este viaje comencé a buscar información sobre eso del 2x1 o los vales de descuento y una de las aplicaciones que más uso he hecho en este viaje se llama VIPIC, una maravillosa aplicación para el móvil que realmente funcionó con SOBRESALIENTE.

Por ello cuando llegamos tras un paseo al MUSEO DE CERA DE BARCELONA pagamos dos por disfrutar los cuatro, así da más gustirrinín gastar y creo que es tentador para cualquier viajero poder optar a este tipo de ofertas.

Y entramos y comenzó una aventura histórica de las buenas de verdad, cada personaje estaba clavado con exactitud tanto en su rostros como en las vestimenta de la época que le correspondió vivir.

Mis pequeños disfrutaron mucho haciendo fotos y abrasando a preguntas a su mamá, yo no les hacía mucho caso ya que egoístamente iba uno por uno viendo cada personaje situándolo en el momento histórico que vivió e intentando recordar alguna anécdota sobre ellos para los futuros artículos del blog.

Había leído muchas críticas sobre el museo, que si las cabezas grandes, que si era pequeño, que si tal y tal, lo de siempre cuando lees a los que no les gustó. Pues a mí amigos me entusiasmó tanto o más que a mis hijos es un lugar que nos muestra parte de la historia de la humanidad desde las cavernas hasta los viajes espaciales, desde los pintores y toreros hasta los más célebres científicos nacionales e internacionales.

Ya les digo salí emocionado de todo lo que había contemplado en aquella larga visita que se nos prolongó durante dos horas y media, cada personaje, cada traje, cada camisa o bota era un retazo de historia que mis pupilas querían observar con la máxima atención.

He elegido esta foto para trasladarles a todos ustedes a ese rincón lleno de historia en Barcelona que les recomiendo visitar si van a esa ciudad, EL MUSEO DE CERA les dejará un buen sabor de boca y un montón de recuerdos en su cabeza que notarán que la historia mostrada se la saben y la imagen de un personaje es suficiente aliciente para que ese momento que vivió lo reviva usted también.

Si pinchan en la imagen podrán ir a una galería más completa con una pequeña selección que realicé, también lo pueden ver en presentación que es más ameno.


¿Qué amigos les han gustado las fotos y los lugares que les he enseñado? pues aún no había terminado la mañana del día 2 de abril ya que nos fuimos a ver el Liceo tras pisar una obra de arte que estaba en el suelo y que llenó de preguntas las gargantas de mis pequeños.


El Liceo precioso y todo muy bonito dentro de lo poco que pudimos ver, nos llevamos de allí también un buen recuerdo y el detalle de que un CATALÁN súper educado al verme hacer fotos de la fachada comenzó a contarme toda la historia del edificio, se tiró como diez minutos hablando y hablando y presumiendo del símbolo que significaba el Liceo para Barcelona. Me pareció un gesto memorable y que demuestra que en Cataluña reciben con los brazos abiertos a los turistas que disfrutan de la cultura de su ciudad, desde aquí le agradezco su gesto y su presteza al contarme mil maravillas que desconocía.


El hambre comenzaba a apretar, la mañana había sido muy productiva y bien aprovechada así que nuestros estómagos estaban dispuestos a devorar un buen menú que nos diera fuerza para una tarde que fue tan apasionante como la mañana.

Y por supuesto saqué mi montón de vales 2x1 y elegimos un lugar encantador que nos dieron de comer estupendamente y me demostró de nuevo que mereció la pena aprovechar las ofertas que encuentras en internet.

Lo que hicimos por la tarde se lo cuento mañana, por hoy creo que tienen mucho para disfrutar si visitan las tres galerías de fotos que les he dejado LA 1, LA 2 y LA 3  y así poco a poco disfrutan con un servidor estas vacaciones inolvidables.

6 comentarios:

  1. gracias por este bonito paseo, hace mucho que no he ido a Barcelona, pero en las veces que he estado la Boqueria es lo que más he disfrutado, es como perderse en otro mundo.
    Besos
    Nela

    ResponderEliminar
  2. Nela es verdad que la Boqueria te deja una sensación muy especial.

    Un abrazo y seguiremos contando el paseo.

    ResponderEliminar
  3. También nosotros visitamos La Boquería; pero porqué nadie nos habló del "bosq de les fades"???? no tenía ni idea de que existía, una pena...

    En cuanto al museo de cera, tampoco lo visitamos y es que como bien dices, hay que ir seleccionando lo que se quiere ver.

    No sé si fuisteis por fin al museo de la ciencia, pero "Einstein" está allí también y diría yo que bastante más real... jejeje...

    Un abrazo y aquí me quedo esperando la siguiente parte...

    ResponderEliminar
  4. Qué maravilla el mercado de la Boquería y qué bien colocados todos os puestos con sus productos. Lo malo es ir a partir de las doce. Te entra un hambre... que es peligroso.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  5. Nati, en el próximo viaje no dejes de ir al bosq de le fades seguro que te encanta.
    Y no fuimos al museo de la Ciencia, como vas viendo en lo que relato no nos daba más de sí los días, ja,ja,ja Barcelona es inmensa.

    Un abrazo y luego sigo.

    ResponderEliminar
  6. Cayetano lo más bonito del mercado es madrugar mucho y ver como ponen los puestos, pero con niños....y está abierto por la tarde, tan bonito como por la mañana por ello que es un lugar que no hay que perderse.
    Y lo del hambre...sí, si pasas por ahí la tarrina de frutas cae para el buche.

    Un abrazo amigo.

    ResponderEliminar

 

Sample Text

iconos

twitterfacebookgoogle pluslinkedinrss feedemail