Social Icons

twitterfacebookgoogle pluslinkedinrss feedemail

9 de marzo de 2011

El Abuelo

Corría el año de maricastaña, ni más ni menos, ni menos ni más, hace 95 años que llegó a este mundo una persona que no por histórica, pero sí por cercana, tuve la oportunidad de conocer.

Vivió con intensidad duros años de esa España profunda que hoy sabemos que existió porque lo leemos en los libros o vemos exposiciones fotográficas de como eran esos tiempos.

Presenció en directo una Guerra dónde se mataban los amigos, los hermanos, una guerra en la que muchos no sabían ni en que bando estaban, había que ir a la batalla no por ideologías, te habían dado un mosquetón y metido en un camión, no existía más salida.

Sobrevivió a la sangre, bombas y tormentos de la mayor maldad que comete el ser humano cuando su único objetivo es matar para sobrevivir.

Aguantó el hambre como muchos españoles en lo que hoy conocemos como post-guerra y hablamos por desgracia de ella con la ligereza del que tiene la despensa llena y no sabe ni por asomo lo que es el hambre de verdad.

Comprobó que todo el mundo estaba loco y se disputaba una Guerra Mundial, eran tiempos de miedo y temor al día a día, no se tenían sueños, era una época dónde la esperanza casi no se conocía.

Bajo el yugo de una dictadura conoció el renacer de España y comprobó que la democracia hacía enterrar los recuerdos de muchos años de dolor para ver un futuro lleno de esperanza basado en la libertad.

Leía de joven bajo la luz de un farolillo que por la ventana de su habitación entraba y conoció todos los avances que la tecnología nos iba dejando, cada vez eran más y cada vez mejores.

Le cautivó el nacimiento de la televisión, y tantas y tantas cosas, que no les puedo contar en un pequeño artículo.

El domingo día 6 de Marzo nos dejó, su cuerpo ya no aguantó más la vida, una larga vida que nunca será histórica, pero sí llena de anécdotas y enseñanzas que nos transmitió a todos los que le conocimos.



Mi abuelo se fue y ahora descansa en otro mundo, en otra dimensión.

Queda el recuerdo, ahí están sus bisnietos que siempre le recordarán como aquel señor muy mayor que era el abuelo de su papá y contaba muchas historias al calor de un café.


Es parte de la historia, su historia, que duró 95 años y que perdurará en los que sí quieran recordar que hubo otros tiempos, siempre distintos y que ellos nuestros mayores vivieron y que el futuro será también historia, esa que ahora estamos protagonizando.


42 comentarios:

  1. Mi abrazo de corazón a toda la familia

    ResponderEliminar
  2. Lo siento Senovilla.

    Un beso enorme para los cuatro.

    ResponderEliminar
  3. Es ley de vida querida amiga Anjanuca, muchas gracias y muchos besos de toda la familia, en especial de los peques.

    ResponderEliminar
  4. Son la experiencia viva, el recuerdo de tiempos pasados... hay que mirar atrás para comprender la vida pero para vivir hay que mirar al frente.

    Un abrazo amigo.

    ResponderEliminar
  5. Un abrazo inmenso para toda la familia y mucho ánimo.
    Con cariño
    Pili

    ResponderEliminar
  6. Lo siento mucho amigo. Un abrazo muy fuerte para todos vosotros.
    José Carlos

    ResponderEliminar
  7. Un fuerte abrazo Senovilla a ti y a toda la familia, para los que hemos vivido con los abuelos en casa, todo un referente de la vida, y no lo han tenido fácil la generación de principios del siglo pasado. Un gran abrazo y animo, Kiko.

    ResponderEliminar
  8. Te acompaño en el sentimiento, Senovilla. Un abrazo a todos.

    ResponderEliminar
  9. Lo siento mucho, pero la vida es así. Nos van dejando todos estos seres llenos de vivencias e historias llenas de dramatismo unas veces, y otras, el descubrimiento de nuevos avances en todos los campos. Si nos damos cuenta los nacidos en el primer cuarto de siglo pasado, vivieron cosas espectaculares en todos los sentidos. En la mayoría de los casos esas personas tenían unas experiencias que los hacia ser enciclopedias andantes.
    Me uno al dolor familiar y os mando un abrazo

    ResponderEliminar
  10. Javier, nuestros mayores fueron testigos de la historia, nosotros somos los actores de la nuestra y nuestros hijos los que vivirán la suya.

    Gracias y un abrazo.

    ResponderEliminar
  11. Costampla, amigo Jose Carlos, gracias.

    ResponderEliminar
  12. Kiko, bien cierto lo que dices, es su historia y a veces no queremos entenderla porque pensamos que el futuro nunca será peor que el pasado y ahí erramos.

    Un abrazo y gracias.

    ResponderEliminar
  13. Josefina, querida amiga, muchas gracias y besos.

    ResponderEliminar
  14. Un abrazo enorme :( Siento tan enorme pérdida.

    ResponderEliminar
  15. Lo siento en el alma amigo Senovilla. Se fue un ser querido, pero que tuvo una larga y, por lo que nos cuentas, intensa vida. Ahora descansa en un lugar mejor seguro.

    Un sentido abrazo amigo.

    ResponderEliminar
  16. Hola Primos.
    Como siempre tus palabras llenas de ternura y de emoción al tratar al "abuelo". Enhorabuena y Gracias.
    Un Beso a todos

    ResponderEliminar
  17. Lo siento cielo!
    un abrazo muy fuerte
    Gracias por compartir algo tan grande como parte de su historia y de la de muchos de nuestros mayores.

    ResponderEliminar
  18. Una gran pérdida, amigo, pero sobrevivirá en el recuerdo mientras lo mantengan tus hijos.
    Un fuerte abrazo.

    ResponderEliminar
  19. Los seres queridos dejan este mundo,pero viven en el corazon.
    Un fuerte abrazo

    ResponderEliminar
  20. Hola Senovilla. Lamento mucho la pérdida de tu abuelo y te agradezco que nos hagas partícipes de la profunda admiración y respeto que le profesabas. Muchos pueden considerar que 95 años es una vida muy larga y que a buen seguro quienes le rodeaban ya podían hacerse a la idea de que su final no podría estar muy lejos. Pero nunca, jamás, estamos preparados para despedir a uno de los nuestros porque son los pilares de nuestra vida y no concebimos la vida sin ellos. Así me sentí cuando murió el mío, a quien siempre tengo presente como un señor elegante, trabajador, tolerante y amable que sufrió la penurias de la posguerra y los sinsabores de la emigración a Venezuela.
    Si la vida en el otro mundo es posible, seguro nuestros abuelos se encontrarán para echar unas partidas de cartas al atardecer y contarse mil historias.
    Un sentido abrazo tinerfeño
    CC

    ResponderEliminar
  21. Jefemar, un abrazo muy fuerte y besos de toda la familia.

    ResponderEliminar
  22. Aniña, gracias y ya sabes que aquí al final los amigos son muy reales como puedo comprobar a diario, es por lo que resulta fácil compartir nuestras vidas digitalmente hablando.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  23. Logio, eso ya lo sabes, gracias amigo, un abrazo.

    ResponderEliminar
  24. Jose Manuel, un abrazo, la vida tiene su Ley y debemos comprenderla. Gracias amigo.

    ResponderEliminar
  25. Arena, gracias amiga, te dejo un beso.

    ResponderEliminar
  26. CC, es lo que les he contado a los peques, ahora estará allí dónde esté con su hijo, con nuestros seres perdidos.

    Gracias por el calor que siempre transmites. Un abrazo.

    ResponderEliminar
  27. Que en paz descanse
    Que bendición de la vida conocer a un bisabuelo!
    Los recuerdos quedan y esas vidas ricas en experiencias dejan su huella en la familia.
    Tus hijos lo recordarán por siempre
    Besos a los cuatro

    ResponderEliminar
  28. Lo siento...

    Demasiados recuerdos aun tiernos en mi mente

    ResponderEliminar
  29. Cuanto siento tan lamentable perdida, estoy segura que tuvo una vida plena al lado de tu hermosa familia. Un fuerte abrazo.

    ResponderEliminar
  30. Gladyzs, muchas gracias. Un abrazo.

    ResponderEliminar
  31. Cantares muchas gracias y van cuatro besazos para ti con abrazos incluidos.

    ResponderEliminar
  32. Quiza en ese mundo en el que ahora se encuentra conozca a mi abuelo y se intercambien batallitas, de haber vivido ahora tendría 111 años, un poco mayor que el tuyo.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  33. Lo siento compañero.Que en paz descanse tu abuelo,y un fuerte abrazo para ti.

    ResponderEliminar

 

Sample Text

iconos

twitterfacebookgoogle pluslinkedinrss feedemail