Social Icons

twitterfacebookgoogle pluslinkedinrss feedemail

3 de mayo de 2011

Doble Moral o Hipocresía Humana

Primero nos desayunamos con la presunta muerte del nieto de Gadafi posiblemente causada por un ataque de esos ataques que sólo irían dirigidos a puntos militares.

La doble moral y nuestra hipocresía humana nos impide alzar nuestra voz en contra de tan salvaje matanza, estamos en guerra y allí en la guerra todo vale, eso sí también vale aquello de los derechos humanos que tanto y tantas veces hemos defendido en la blogosfera.

Qué no nos mientan, esa debería ser la premisa, estamos en guerra y vamos a liquidar a Gadafi y a toda su familia, amigos y allegados, eso sería lo correcto, lo moral y lo lógico, pues esa es la intención de esa fuerza aliada que quiere derrotar al dictador de Libia, todo lo que nos cuentan es una doble moral y una hipocresía intolerable para los que aún creemos en no ser igual que nuestro enemigo.

Será que los medios de comunicación se han encargado de hacernos sentir tanto odio hacia esa persona que todo lo que le pase será poco y siempre estará justificado.

A los pocos días nos desayunamos con la muerte de Osama bin Laden y más de lo mismo, es un acto de guerra, en la guerra no existe la necesidad de juzgar y aplicar cualquier tipo de derecho humano.

Y tanto que me alegro de que se acabe con un terrorista de tal calaña, pero no con doble moral o hipocresía, me alegro de verdad y discrepo radicalmente con las formas, aún sabedor de que se trata de una venganza con careta de guerra para disimular la victoria a costa de la muerte.

En un país como el nuestro lo que realmente es lamentable es escuchar a gente que por estudios y talento siempre he creído "inteligentes" y me han decepcionado profundamente, han valorado las víctimas por el número de ellas y así incrementar la calidad del asesino, del terrorista.

Si aplicamos las matemáticas es correcto ese discurso, pero si aplicamos la lógica y una simple regla de tres humana, no podemos en un país democrático celebrar una muerte con esa doble moral e hipocresía que nos hace caer en lo más bajo de nuestras miserias.

¿Osama Bin Laden merecía morir? seguramente sí, pero si somos justos, también merecía un juicio justo,  pero ahora que recuerdo es un acto de guerra y ahí la justicia es distinta.

¿Cuantos terroristas españoles merecen morir? para un servidor TODOS y lo digo sin moral y sin hipocresía, pero soy justo y asumo que hay Leyes que cumplir y sobre todo derechos humanos que asumir por lo que comprendo que no se ejecute a ninguno de ellos, ni aplicando las matemáticas por el número de víctimas que han causado.

¿Cuantos asesinos merecen morir? Esta respuesta la dejo para que ustedes la contesten en los comentarios y así justifiquen su moral o doble moral si la tienen y dejen constancia de su humanidad o forma de entender la hipocresía.

Por cierto como explicamos al padre de Marta del Castillo y a tantos padres que han perdido a sus hijos con tanta celebración por la muerte de un asesino y celebramos así como funciona la justicia internacional que aquí en España esa misma forma de justicia es incapaz de aliviar el dolor de esa familia con una justa condena que todos hemos respetado por defender los derechos de un presunto asesino. Será que como sólo ha causado una víctima no se merece un Guantánamo para que los padres de Marta puedan dar sepultura a su hija. ¡Ah!, aquí no tenemos Guantánamo ni falta que nos hace, pero ahora estos "inteligentes" que tanto me han decepcionado  lo quieren justificar, pues gracias al mismo y la información obtenida se pudo acabar con la vida de Bin Laden.

Y de Obama que les voy a decir, un merecido NOBEL DE LA PAZ sin lugar a dudas, nunca una muerte unió tanto a la izquierda americana que además ha sabido contagiar a la europea y nunca una democracia tan antigua ha sabido justificar tan bien todo lo que ha hecho GAL mal.



10 comentarios:

  1. Los condenados por los GAL deben estar pasándolo mal.

    ResponderEliminar
  2. Logio que yo no he hablado de los GAL por dios, ja,ja,ja. Que vueltas da la moral a la hora de las fiestas festejando muertes...

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  3. Obama ha sido abducido por "el lado oscuro de la fuerza". Ha terminado "tragando" con todo, como nuestro ilustre presidente con la gran Banca y los amos del mundo. Es lo que tiene el poder. Si quieres mantenerte en él ha de ser al precio que sea. Eso es maquiavelismo puro y duro: el fin justifica los medios. La política me da cada vez más asco (Perdón, quería decir "los políticos") Y luego está la doble moral. la hipocresía: defendemos la democracia pero no importa que los métodos sean antidemocráticos, aplaudiendo el asesinato de los que los medios se han encargado de decirnos que son los malos de esta película. Hipocresía internacional a la que hoy asistimos. Hoy mandamos matar y tiramos bombas a unos señores que en otro momento eran aliados y perros fieles, "amigos extravagantes", de los que mandan: Sadam Hussein, Gadafi, Noriega, Bin Laden. ¿Alguien recuerda que este terrorista era aliado de los americanos en Afganistán cuando los rusos ocupaban ese país? ¿Ya nadie recuerda a Gadafi con su jaima siendo recibido cordialmente por Sarkozy, Aznar o Zapatero? ¿Nadie recuerda tampoco que los americanos vendieron armas a Sadam Hussein para mantener a raya a los integristas? Ya digo: hipocresía internacional o poca memoria.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  4. Chema, va a ser que sí, muertos o asesinados, tú decides el apelativo.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  5. Cayetano, así es querido amigo, nuestra doble moral e hipocresía es causada por el olvido de nuestra más reciente historia.

    Todo esto nos llevará algún día a lo que ya ha ocurrido otras veces y será el momento de las lamentaciones, la venganza se está convirtiendo en la forma de justificar la Ley del más fuerte o el modo de obtener a buen precio esas materias primas que están en países "olvidados".

    Un abrazo y gracias por tu siempre honestidad a la hora de mojarse.

    ResponderEliminar
  6. "En un país como el nuestro lo que realmente es lamentable es escuchar a gente que por estudios y talento siempre he creído "inteligentes" y me han decepcionado profundamente..."

    Déjeme decirle lo que es lamentable de veras: lamentable es no saber expresarse adecuadamente, se tengan o no se tengan "estudios" (que hoy día, por desgracia, casi diríanse prescindibles) con el abanico lingüístico tan rico y extenso que ofrece nuestro idioma. No saber escribir para tratar chabacanadas es perdonable. Pero no saber escribir cuando se quieren tratar temas candentes constituye una afrenta. Creo a pies juntillas que según se es, así se escribe; y perdóneme, pero me niego a aceptar que su pensamiento interno esté tan desestructurado como sus renglones.

    Y digo yo, con todos mis respetos: usted, que no solo escribe sino que publica en un blog -el cual intento seguir desde hace tiempo, pero que cada vez me desespera con más facilidad- y vierte en él sus santas opiniones, ¿por qué no se repasa la ortografía y gramática españolas antes de ponerse el chaqué de crítico social y pasar a abordar temas importantes, arrastrados desde Platón, como la justicia, la moral y la política?

    No dejo la URL de mi blog porque lo cerré hace tiempo, y no porque desee esconderme en lo confortable del anonimato.

    Saludos

    ResponderEliminar
  7. Rocio en un país como el nuestro existe gente muy inteligente y con muchos estudios y cátedras, y marcan con discurso una forma filosófica y cultural de entender este mundo en cualquier materia, sea política, social, económica o simplemente matemática.

    Expresarse es más sencillo de lo que parece, usted lo hace muy bien y sin jactarse de curriculum, otros presuntos inútiles lo hacemos con más dificultad pero sin un usar un léxico insoportable o un abanico ilegible de palabrejas que tanto abundan en nuestro diccionario.

    Desencajada está nuestra sociedad y todos sus valores, esa doble moral y tanta hipocresía muestran como somos en conjunto, como es nuestra democracia y cual es el camino hacia el futuro que estamos a día de hoy eligiendo.

    Gracias Rocío por hacer ese gran esfuerzo de seguirme y a veces conseguirlo a pesar de esa exasperación que parece causarte el contenido de eso que publico, de todo aquello que escribo y sobre todo hacerlo sabiendo que este blogger publica sin leer lo escrito, sin aplicar ningún corrector ortográfico y sobre todo pensando más en hablar con el corazón que en bailar con algún acento o palabra desencajada en oración trasnochada.

    Y sí, aquí abordamos desde Platón a Martin Heidegger si es necesario pue la justicia, la moral y la política necesitan de la aprobación del pueblo a diario para el buen funcionamiento de una sociedad que se considere libre.

    Gracias por no esconderse en el anonimato Rocio y por dejar en absoluta libertad su comentario que es bien recibido por este poco "inteligente" blogger que tendrá que aprender a transmitir mejor, siempre y cuando ese milagro pueda producirse.

    Saludos Cordiales Rocio.

    ResponderEliminar
  8. Aniña, querida amiga yo ya sólo creo en lo que veo y entiendo la doble moral y la hipocresía en la política, pero no la comprendo en una sociedad que a gritos exige una cosa y con sus silencios consiente otra muy distinta.

    Un abrazo con beso incluido.

    ResponderEliminar

 

Sample Text

iconos

twitterfacebookgoogle pluslinkedinrss feedemail