Social Icons

twitterfacebookgoogle pluslinkedinrss feedemail

2 de noviembre de 2010

¿Halloween debe ser celebrado en España?

Leyendo a mi querida amiga Anjanuca en Madre del Ánima y a mi buen amigo Chema Barragán con su Aquí no Celebramos Halloween me decido a hacerme la pregunta de si debe Halloween ser celebrado en España.

Y creo que la Globalización me dice que sí, que será una fiesta más para este país, al igual que otros inventos comerciales como el día de los enamorados o Papá Noël.

Es una pena porque nuestras tradiciones culturales son tan estupendas como todas estas nuevas tendencias, pero don consumo y don dinero mandan más que Don Tenorio, obra teatral que en semejantes fechas tienen la desfachatez de no reponer en ninguna televisión.

Por otro lado eso de fiestas paganas ya no tienen el sentido desde hace muchos años, ahora hasta en los colegios "religiosos" ven normal celebrar una fiesta de disfraces en Halloween con los alumnos, será por que aprendan tradiciones de otros países, digo yo.

Como decía, a mi me gustan nuestras tradiciones, comer huesos de santos, buñuelos de viento y asar castañas para ver a Don Juan intentando ligar con Doña Inés mil y una vez.

Pero me tengo que adaptar a lo que me exige esta sociedad, durante varias semanas viendo las dichosas Calabazas con cara de mala leche en todas las fruterías, escuchando a los peques de que se van a disfrazar todos y cada uno de sus amigos y teniendo que ir a por caramelos al kiosquo por aquello de que llegarán a mi puerta a pedir un susto o un trato.

E intento también aprovechar esta circunstancia para educar y enseñar a los peques de que la muerte es algo más que hay en nuestras vidas y quizá ahí le saque partido a esta nueva fiesta que ya es algo habitual en nuestro querido país.

Es más sencillo y pedagógico para un menor aprender cosas sobre la muerte en juegos de disfraces y calaveras parlantes que en un cementerio lleno de nichos y flores.

Combinar ambas costumbres para educar es lo más adecuado y aunque con estas nuevas modas, no comulgue con ellas, no me queda más remedio que aceptarlas, así como quejarme de que para que nos vale una TDT si no se acuerdan de D. José Zorrilla y nuestro tradicional D. Juan Tenorio.

Será que D. Juan está mal visto en nuestra actual sociedad, eso es más grave a que unos jóvenes jueguen a truco o trato.


25 comentarios:

  1. Adaptarse o morir... :)

    Ante todo no dejo de lado mis tradiciones, es mas, intento inculcarselas a los mios trantando de hacerselas ver interesantes, claro que, hay edadades y edades, cuando son pequeñitos no les gustan las historias de miedo y aquello del disfraz y los caramelos se hace gracioso.

    En fin, es lo que hay :)

    Biquiños

    ResponderEliminar
  2. Yo me quedo con la nuestra, aunque tampoco la celebro.
    Besos
    nela

    ResponderEliminar
  3. Como bien dices "la sociedad de consumo es la que manda" Opino que una tradición propia no tiene que verse "pisoteada" por una tradición "ajena"... ¿está bien que los niños aprendan que la muerte es el final de una vida de forma amena y divertida?... sí, está bien, pero lo que creo que está "mal" es que no se les enseñe nujestra tradición en los colegios. Recuerdo que en esta fiesta me iba con los amigos a alguna "torre" o a alguna casa "rural", comiamos castañas, panellets, buñuelos de viento... bebiamos moscatel... encendiamos la chimenea del lugar y contábamos historias o jugabamos al escondite... no sé, pienso que nuestra tradición es la que es y las tradiciones "extranjeras" son lo que son, pero como se suele decir "cada uno en su casa y dios en la de todos"... Imagina por un momento que este año celebramos la navidad como los "chinos"... ¿sería nuestra navidad? o que, dejasemos de hacer castillos humanos en cataluña para bailar la danza del vientre... o que los San Fermines durasen 2 dias porque los otros 5 se usan para conmemorar otra tradición que no nos "pertenece"... ¿Que clase de identidad tiene este país? ¿identidad propia o mimetizada?... No obstante y después de "esta calentadura de tarro", jejej... como tu has escrito y yo he comentado "LA SOCIEDAD DE CONSUMO ES LA QUE MANDA"... el año que viene tendremos que comprar, castañas, panellets, bunyols de vent, moscatel, boniatos, calabazas, disfraces, flores y quien sabe si "pan de pita"... jejeje

    Un fuerte abrazo :)

    ResponderEliminar
  4. Por cierto Merce (con tu permiso Senovilla) ¿Hay que adaptarse a algo que no es nuestro?... Y en américa o "paises anglosajones"... ¿se adaptarían a nuestra tradición? ¿estarían dispuestos?

    Un saludo :)

    ResponderEliminar
  5. Chema creo que tenemos que asumir que la Globalización se impone y o nos acostumbramos a asumirla o estamos perdidos.

    Nuestros hijos ya no tienen dónde hacer hogueras, ni lugares dónde contar historias salvo en la Red, los buñuelos están por las nubes y los huesos de santo son malos por su azúcar y encima nos quitan a Don Juan Tenorio....

    Si estoy de acuerdo contigo y con Anjanuca, pero estos toros es mejor cogerlos por los cuernos y aún intentando mantener lo nuestro no podemos cerrar los ojos a lo evidente.

    Un abrazo.

    A todos gracias por dejar vuestra huella, esta es siempre vuestra casa.

    ResponderEliminar
  6. Si no nos adaptamos nosotros, lo harán nuestras generaciones sucesoras, ya está mas que demostrado :)

    Yo reniego de todo ello, es mas, soy de las que nació en la era de la "fiambrera" y la "batidora" y no del "tupper" y la "turmix", pero... las otras "culturas" están ahí y corre de nuestra cuenta saber orientar a nuestros jovenes en la raiz de la nuestra, que la conozcan al menos, sin embargo... ir a comprar un disfraz de Halloween a un "Todo a Cien" será inevitable por mucho que nos opongamos.

    No sé hasta que punto en otros paises se adaptarían a nuestras tradiciones, el caso es que hace muchos años nosotros tambien las hemos dejado allí a donde hemos llegado (claro que, impuestas, que es muy distinto...)

    Me ha encantado el debate, yo creo que Senovilla sabrá perdonar esta incursion y tambien disculparme por hacerme "visible" con tan poca frecuencia ;)

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  7. Querida Merce, esta es tu casa y veros debatir es un placer pues todos pensamos lo mismo, lo que pasa es que lo asumimos de diferentes formas.

    Estoy más contigo en las formas ya que por ejemplo a mi me entusiasman los Reyes Magos, pero hoy por hoy será historia en poco tiempo, mandan las fechas y los papás Consumo.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  8. Esto de la globalización tiene sus cuestiones, aceptarlas y hasta por ahí nomás. Aquí en Argentina no es un gran festejo, pero si un gran negocio con los pocos que festejan (boliches, pub) que ni saben lo que festejan, la cuestión es el disfraz y pasarla bien y los chicos festejan porque las casas de hamburguesas yankis y dos o tres supermercados yankis, te ponen por los ojos todo lo que es Halloween. Todo es consumismo y comercio, y siempre está la creencia que lo de afuera es mejor. No queda otra que aceptarlo, pero con pinzas, sin olvidarnos de lo nuestro. Creo que tampoco es tan grave no, la gente solo se divierte y busca cosas nuevas y todo evoluciona, no hay forma de frenarlo y si es yanky ellos siempre van a encontrar la forma de hacértelo conocer, de que lo adoptes y también que lo festejes, queda en nosotros hacerlo.
    Un fuerte abrazo

    ResponderEliminar
  9. A mí personalmente Halloween me parece un carnaval de mal gusto. No le acabo de encontrar la gracia aunque respeto a los que lo celebren, cada uno ha de ser consecuente con sus actos ¿no?

    Un saludo.

    ResponderEliminar
  10. y ¿Por qué tengo yo la sensación de que lo que tengo es que "tragar"?

    Yo he sido niña y he vivido el día de Todos los Santos de una manera en absoluto traumática o triste. Por la mañana íbamos a misa y luego hacíamos una visita al cementerio. Por aquellos tiempos en el cementerio estaban personas que no conocíamos eran los abuelos de mis padres no los nuestros. Pero acompañábamos a nuestros padres respetuosos porque notábamos en su actitud un respeto.

    Luego íbamos a casa y mi madre siempre tenía comida preparada para una tropa porque, sabíamos, que tíos y primos se quedaban a comer ese día. Y era un día de recuerdos, recuerdos cariñosos de los que ya no estaban. A los pequeños nos gustaba oir las anécdotas que contaban los mayores con nostalgia, con cariño, con risas... Muchas de esas comidas acababan por la noche entre castañas asadas y posteriores huevos fritos con patatas...

    Y sin quererlo fuimos aprendiendo que la muerte es algo que nos llega a todos. Y que quienes ya no están merecen un respeto por todo lo que nos dejaron.

    También aprendimos que la vida es muy bonita pero que a veces también amarga y hay que saber afrontar esos momentos amargos y seguir adelante.

    Lo siento, Senovilla, me niego a tragar. Aunque también entiendo que quizás para mí es fácil no tragar porque no tengo hijos y puedo hacer de mi capa un sayo.
    Besucos.

    ResponderEliminar
  11. Gracias amigos, está siendo ameno ver vuestras opiniones.

    Aún recuerdo ya que hablamos de tradiciones, esa Semana Santa "silenciosa", todo cambia y hasta nos hace cambiar a nosotros ¿o no?...

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  12. Se debe celebrar sin olvidar las tradiciones regionales. En Catalunya tenemos la castanyada que anda que no es chula

    ResponderEliminar
  13. Lo que no llego a comprender es cómo nosotros si importamos tradiciones pero no somos capaces de exportarlas. ¿Estas son más banales que aquellas, o quizás es al revés y necesitamos de esas banalidades? Puro consumismo, no comulgo con ninguno de ellos y en casa no los practicamos, me da igual lo que hagan los demás, seguiré fiel a los Reyes Magos, por ponerte un ejemplo. Nosotros le dimos cobijo a Papa Noel, sin embargo, a los Reyes no los acogen, ¿será porque son tres?.Perdona mi nota de humor.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  14. fiestas todas las que hagan faltas.
    que no te gusta halloween, pues nada te coges tus castañitas, el anis y al campo a celebrarlo.
    yo lo veo bien que cada vez halla más cosas que celebrar.
    el culto a los muerto a satanas o qien tu quieras.
    lo que no veo bien es que se quiten fiestas de aquí. moros y cristianos, toros etcc..
    poner fiestas muy bien, pero quitarlas es de fascista.
    abrazos.

    ResponderEliminar
  15. Hay una cosa clara y es que el pueblo manda. Y no se puede prohibir ni se debe. Como dices en las guarderias y colegios se disfraza la gente y se reparten chuches pos las casa. ¿Debemos prohibir los carnavales?, Santa Claus, Papa Noel etc...
    Deberíamos conservar nuestras tradiciones pero si no somos capaces y a la vista está, la historia de la humanidad nos ha demostrado que nos invaden las de otros.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  16. Por mí no debemos celebrarlo. Nunca me opondré a que se celebre, porque el contagio cultural es algo natural y antiquísimo que ya les ocurría a los romanos (de hecho la inmensa mayoría de festividades cristianas son heredadas de tradiciones orientales) pero sí tengo muy claro que yo, jamás le pienso dar caramelos a un niño en Halloween (a menos que me vaya a vivir a EEUU).

    ¡Saludos!

    ResponderEliminar
  17. Senovilla...

    Regresando de mi puente, encuentro una genial entrada. No deja de sorprenderme tu genial forma de hilar historia y cultura sin perder el ritmo ni la cadencia de las letras.
    ¿Hallowen? Pues me parece bien que se celebre, y tanto que sí. Como bien dices, no tiene nada de negativo y has hecho un buen apunte a la hora de intentar quitarle dramatismo a la muerte sobre todo para los más jóvenes.
    Bien sabes que hace sólo unas décadas, en EEUU era imposible ver un portal de Belén, y ahora los hay a diestro y siniestro, en muchísimos hogares.
    Somos un conjunto y como tal, debemos enriquecernos mutuamente todos a nivel cultural, y no poner barreras ni fronteras a cualquier expresión de este tipo.

    Un abrazo pirenaico

    ResponderEliminar
  18. Amigo Felix, hacemos lo que se puede máxime cuando los temas como ves en los comentarios suscitan diversidad de opiniones bien opuestas.

    La Globalización es una realidad imparable y no nos queda más que coger su tren para bien y para mal, yo lo veo así e intento sacar un billete con asiento en el vagón que más se me adapte a mis pensamientos.

    Halloween se hizo famoso por una película, pero proviene de una cultura muy cercana a nosotros, la celta, pero eso amigo y lo sabes bien es otra historia...

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  19. Javier Solera, tengo a mis peques que te hacen una pregunta:

    ¿Si te pedimos los caramelos en ingles nos darás alguno?.

    Ja,ja,ja es que mi pequeña no se calla ni debajo del agua.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  20. Katy debemos promover más aún las nuestras, en eso estoy muy de acuerdo y podemos hasta mezclarlas, como le decía a mi querido Chema, nuestros hijos ya no hacen hogueras ni tienen aventuras en los pinares cercanos, su niñez por desgracia no es la nuestra y nos tenemos que adaptar o acoplar a lo que tenemos.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  21. Que cachondo eres Forner, te hablan de fiestas y te apuntas a un bombardeo, ya veras cuando crecen y comprobarás que te sobran fiestas en el calendario,ja,ja,ja.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  22. MIMOSA, yo creo que si lo hacemos, ya apuntaba nuestro querido Felix que el Belén se ve cada vez más en EEUU, si hemos sido capaces de eso, porqué no de otras cosas???

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  23. Oscar, en navidades aquí el Olenchero, el Santa, el Nöel, los Reyes, el amigo invisible...una locura, pero al final no mandamos nosotros, son los niños los que eligen, ya lo verás con Tom, querrá sus castañas pero con un buen disfraz de Halloween.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  24. Anjanuca y Chema, lo que da de sí leer vuestros rincones, hoy he conseguido entender aún mejor vuestras posiciones.

    Un abrazo a todos por este genial debate.

    ResponderEliminar
  25. los españoles tenemos ciertos complejos, de ahí nuestra tendencia a considerar lo que viene de fuera mejor que lo nuestro. Hay que aceptar que vivimos en un mundo global, pero sin olvidarnos de nuestra identidad.Me encanta la mezcla de asar castañas con los niños disfrazados de Hallowenn.

    ResponderEliminar

 

Sample Text

iconos

twitterfacebookgoogle pluslinkedinrss feedemail