Social Icons

twitterfacebookgoogle pluslinkedinrss feedemail

30 de julio de 2010

Me gustaría ser Toro de Casta

Un día el Señor le preguntó a un Pato que en su reencarnación qué quería ser y este contestó, sin duda Señor me gustaría ser un Toro de Casta.

Dicen que sufre mucho ese animal, pero yo sí que sufro siendo un pato me paso comiendo todo el día con un embudo, me ponen el hígado a cien y nadie valora mi sufrimiento.

El Señor se dirigió a una Vaca y le preguntó lo mismo, esta le contestó, hubiera preferido ser un Toro de Casta y es que todo el día me lo paso enganchada a unos aspiradores de leche y sin poder cambiarme de sitio, pues como y cago en un ridículo espacio, nadie valora mi sufrimiento, sólo los hindúes.

Mosqueado el Señor le pregunto a un Perro y este le contestó que quería ser en su reencarnación un Toro de Casta, no ves mi Señor que he nacido en China y allí soy como un pollo, me tendrán encerrado de por vida en una jaula y luego me despellejarán vivo para comerme, nadie valora mi sufrimiento.

Probó el Señor con el Pollo y obtuvo la misma respuesta, todo el día vivo con la luz encendida, sin parar de comer y lleno de excrementos, en otra vida quiero ser un Toro de Casta.

Lo volvió a intentar con un Ratón y este contestó como el resto de animales, vivía en un laboratorio, lleno de hombres de Ciencia que iban a experimentar con él algo que le iba a causar dolores indescriptibles.

Se decidió el Señor a probar con un NIÑO y este le contestó, Señor yo en otra vida quiero ser un Toro de Casta y es que aquí donde nací moriré joven de hambruna o enfermedad, pero nadie ve mi dolor.

Ya muy mosqueado el Señor se dirigió a un Toro de Casta y le preguntó, este sonriente le dijo, mira Señor, yo quiero seguir siendo un Toro de Casta, me han criado con la mejor selección de genes a lo largo de generaciones, desde que nazco soy mimado, corro libre por los campos, los mayorales vienen a entrenarme a diario y corro y retozo bajo la luz de la Luna, no me faltan novias y si doy la talla puedo acabar como semental.

El Señor le dijo, pero si en Cataluña dicen que sufres mucho, que te pican, te banderillean y te matan con un estoque que hace mucho daño y al morir te dan la puntilla y son capaces de cortarte las orejas y el rabo.

El Toro de Casta le miró y le dijo, Señor, de todos los animales del mundo mundial, yo soy el más afortunado, vivo como un Marqués toda mi vida y mis últimas horas son gloriosas en un ruedo, allí muero, rápido, con dignidad y alguna vez clavo mis cuernos a algún mortal, tras mi muerte soy portada en muchos periódicos.

Ningún animal del mundo tiene una vida así, sólo yo el Toro de Casta.

Esto es un cuento y nada es verdad, el Señor no existe, la reencarnación es una pantomima y este que suscribe no se cree QUE LOS ANIMALES HABLEN.

Pero por si acaso, si el Señor existiera, si hubiera una vida después de la muerte, quizá, sí quisiera ser un Toro de Casta, porque esos Toros si que viven bien.

15 comentarios:

  1. Muy bueno el cuento. Además es el momento oportuno para publicarlo. Felicitaciones.

    ResponderEliminar
  2. Que no Senovilla, que no me convences, que hacer diez cosas buenas no justifican una mala.

    ResponderEliminar
  3. Gracias Fabriciano.

    Logio, los cuentos cuentos son y aquí y allí nos cuentan muchos cuentos, unos son y otros no son.

    Un abrazo amigos.

    ResponderEliminar
  4. "Muero rápido y con dignidad"??? Los drogan para que estén atontados, les recortan los cuernos para que no hagan pupita al torero, les clavan la divisa, les clavan tres pares de banderillas, les meten tres puyazos y como el matador sea torpe se llevan un montón de estocadas antes de morir, apuntillados claro.

    Ojalá el resto de España siguiera el ejemplo de Cataluña y Canarias y prohibieran las corridas, que por otro lado nos hacen dar una imagen en el resto de Europa de cafres y tercermundistas.

    ¿Por qué no los torean sin hacerles daño? Porque el torero no tiene cojones de ponerse delante de un toro "entero", verdad?

    Saludos Senovilla.

    ResponderEliminar
  5. Kassiopea, menos mal que las Leyendas Urbanas son como los cuentos, unas más creíbles que otras.

    Ojalá ningún niño del mundo quisiera ser un Toro de Casta, ese si que sería un cuento con final feliz.

    Por cierto, en América es muy popular nuestra paella y nuestro toro, que tanto turismo y dinero dejó en Cataluña y seguirá dejando hasta el 2012.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  6. Hombre Senovilla lo de las banderillas, los puyazos y las estocadas no son leyendas urbanas.

    Y en Cataluña los turistas tienen una oferta cultural enorme, al igual que en el resto de España, no nos va a quitar turismo la abolición.

    Estoy de acuerdo en lo de los niños, por supuesto, ojalá todos fueran felices siendo niños.

    ResponderEliminar
  7. Kassiopea, hablando un poco en serio, los espectáculos taurinos morían poco a poco ya que pocos acudían, con este debate han renacido y son aún más fuertes que el año pasado. Se tendrían que haber dejado morir, como el boxeo, pero no, prohibir es lo más sano.
    Mejor que se preocupen de los niños, de los parados, de otras cosas que sí que duelen en el día a día.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  8. un nuevo animal que puede ponerse en peligro de extinción, por culpa de unos politicos subnormales,que aplauden el aborto y ahora se ponen en contra de una de las mayores tradiciones del pais. en fin senovilla en mente enferma no cabe ese cuento ni ninguno.
    el cuento es muy bonito y muy certero.
    ah y se te ha olvidado de decir que tiene que ser un toro de mucha casta y con mucha suerte, aquel toro que alguna mañana de julio sobre las ocho ,pueda permitirse el lujo de rebalarse en la curva de calle estafeta.
    en defensa de mi cultura !siempre!, es lo unico que me queda.

    ResponderEliminar
  9. Forner a nosotros aún nos queda, qué quedará a nuestros hijos, un mundo lleno de autómatas viviendo en un país de prohibiciones.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  10. Recordarás el amplio debate que a raiz de esto mismo, tuvimos en "Chupitos" hace un año.
    Yo no soy aficionado a los toros ni al maltrato animal, pero creo que pones el dedo en la llaga en algunos aspectos. Esa utilización que se ha hecho del tema en Cataluña (con otros fines), no hace más que remover y polemizar más el asunto.
    Eres valiente, frente a tanto "toro de casta".
    Un saludo

    ResponderEliminar
  11. Froilán muchos sabíamos que los toros con el tiempo iban a desaparecer, la afición cada vez era menos, pero lo que se ha visto en Cataluña lleva demasiada carga política que muchos aprovechan para "con insultos" enfrentar a una sociedad.

    Las malas costumbres tienen que morir solas, las imposiciones lo único que hacen son ofrecer enfrentamientos que de eso vive nuestra sociedad tan politizada del siglo XXI.

    Muchos pueblos de España se morirían (económicamente) sin la fiesta del toro, sin sus vaquillas, algunos cambiaron los toros por avestruces que algún día comentaré en el blog y no han dado resultado.

    Siempre respeté al que no piensa como yo, es más les doy la razón si creo que con sus argumentos no tenerla yo, pero leer que los amantes de la Feria del Toro somos "bárbaros, cavernícolas y demás lindezas" me hace perderles a todos el respeto, máxime cuando sólo comulgan al pie de sus intereses y las "modas" de lo que queda bonito decir pero luego no hacer.

    Un abrazo. amigo.

    ResponderEliminar
  12. Para mi dejaría que esa fiesta torera y española dijera de una vez su particularidad a ese gobierno que tanto necesita de cataluña, nosotros no somos políticos ni catalanes, que nos dejen nuestra fiesta nacional y que se dediquen a dar trabajo, vivienda y humildad.
    Un fuerte abrazo.

    ResponderEliminar
  13. Bueno, puestos a mejorar la economia, que en el fondo es lo que se discute, hagamos otra vez peleas a muerte de gladiadores (fabricación de armas concretas, trajes espectaculares, infraestructuras) dediquemonos al tráfico de drogas que genera mucho dinero y puestos de trabajo, instauremos la pena de mueste (los fabricantes de sillas electricas lo agradecerian)etc. El pobre perro dek cuento que quiere ser toro es chino, la vaca no era india verdad?, esa era española... no se, me da que el autor del cuento tiene tanta intencion politica como la derecha que se ha preocupado de fomentar que las corridas no son una tradicion catalana, solo española (pero Catalunya no era España? es que a veces me pierdo) y sobretodo, no se contaban cuentos de estos ni tanto hombre de bien se preocupó por la "cultura" y la tradición cuando donde se prohibieron las corridas fue en Canarias, pero claro, los locos catalanes somos distintos y mas peligrosos, no? anda yaaa, que se os ve demasiado el plumero, ya está bien!

    ResponderEliminar
  14. Abuelonet, el día que los políticos hagan su trabajo desaparecería la política, una pena verdad.

    Un abrazos.

    ResponderEliminar
  15. Sonud ¿Quién habló de economía? ya bastante economía sumergida soportamos y permitimos entre todos que siga el fraude, ya bastantes bombas y armamento vendemos, pero como dice la Ministra "no mata mucho", igual podríamos fabricar alguna silla eléctrica para sentar un ratito a los que permiten y consiente que exista la miseria, pero no para matarlos, simplemente darles unos calambrazos bien fuertes.

    La derecha y el plumero es la invención más barrio-basura de mostrar lo inexistente para presumir de lo que no se tiene o no se entiende, pero viendo como goza el pueblo con las Esteban y programas radicales de televisiones vomitivas, entiendo que no gusten los cuentos y sí las milongas.

    Decía al final del cuento que no me creo que los animales hablen, pero que encima lo hagan con tono político, y yo sin enterarme, será que son en 3D estos del cuento.

    Los locos catalanes no son distintos, son españoles, no sé si con plumero o sin plumas, pues es indignante ver como se generalizan las formas de opinar. Los Toros van a ser de la derecha, ja,ja,ja,ja, cuando socialista, nacionalista y variopintos personajes se han fumado buenos puros en la Monumental, quizá los jóvenes no los recuerden o estos ya no quieren que haya toros PORQUE no se puede fumar...

    En Cataluña, con Ñ, para que no digas que se habla de política, por que no estoy obligado a conocer el catalán, aunque lo balbuceo en la intimidad, pueden hacer lo que quieran, pero si quiere algún catalán disfrutar de la fiesta del toro, que los habrá y son muchos, ya saben que aquí en Sanfermines a las 8 de la mañana comienza el encierro y no es cultura amigo Sonud, eso se llama "arraigo", un arraigo que no debe de afectar mucho a las vacas y toros de los pueblos en fiesta de Catalunya, pues esos no deben de sufrir según sus argumentos y si lo hacen que importarán a nadie, si son toros de la derecha y con pluma.

    Un abrazo con mucho cuento ;-) y poca política.

    ResponderEliminar

 

Sample Text

iconos

twitterfacebookgoogle pluslinkedinrss feedemail