Social Icons

twitterfacebookgoogle pluslinkedinrss feedemail

18 de octubre de 2009

El insulto sólo cuenta para el ignorante

Ayer hubo una gran Manifestación en España y muchas personas han entendido muy bien el mensaje.

Esta forma de dividir para triunfar que tiene este Gobierno le está dando tan buenos resultados que ya nadie se acuerda de que existe una palabra que se llama crisis.

Para un servidor ayer el mensaje de muchos manifestantes era para la defensa de los menores y sus derechos, una forma de enfocar esta maliciosa nueva Ley que dejará en manos de los criterios estatales la inmadurez de nuestros hijos.

Digo bien, inmadurez de esos hijos e hijas que no han sabido poner los cientos de medios que tienen a su alcance para evitar un embarazo no deseado, han sido tan inmaduros, que dejarles tomar cualquier otra decisión sin el amparo de sus padres será la mayor inmadurez de nuestro Estado Democrático en toda su historia.

No hombre, no me ponga usted a parir ni me llame retrógrado, le digo lo que pienso y no hablo del aborto en sí, que eso sería otro tema y otro debate, le hablo de nuestros hijos.

Hoy sigo escribiendo sobre este tema porque leo en muchos foros, en Twitter y medios de comunicación una retahíla de insultos que llegan a impresionar, es enorme la cantidad de ignorantes que los realizan con la facilidad del que dice lo que piensa sin saber lo que dice y se queda tan pancho.

Miren señores insultantes, ese no es el camino, el insulto sólo cuenta para el ignorante.

Esta nueva Ley nos trae algo que rebasa la religión, la cultura, nuestra historia e ideología política.

Queremos dotar de un grado de madurez al inmaduro y eso es algo muy grave ya que rompemos todos sus derechos, aquellos que les ampara la Ley con otra Ley que se los quita.

No se puede ni se deben anteponer casos personales, circunstancias anodinas para decir que una niña de 16 años puede abortar sin el consentimiento de sus padres.

Necesitan a sus progenitores para tomar una decisión con MADUREZ, sí, apunten ustedes que les gusta tanto el insulto esta palabra en su diccionario: MADUREZ.

Los padres conocedores de las consecuencias físicas y mentales que puede ocasionar un aborto practicado por su hija, serán capaces de asesórala en todos sus extremos, le harán ver todo lo bueno y lo malo, la llevaran a una charla con gente especializada en DECIR LA VERDAD y LAS CONSECUENCIAS de su decisión.

Y volverán a hablar con ella, y volverán con ella a recapacitar en familia, sí, en familia esa palabra que también quiere destruir nuestro Gobierno: FAMILIA.

Llegado el momento, LA MENOR tomará su decisión con el amparo de los que de verdad se preocupan por ella, y estos padres, que como muchos conocemos lo han hecho antes por que esta situación ya la han vivido, estos padres, tragarán saliva, se olvidarán de sus creencias, de sus ideologías y hasta de la historia y cultura de su familia para hacer AQUELLO QUE HA DECIDIO SU MENOR.

OIGA!!!!!que eso es lo que dice la ley. NO, EN ABSOLUTO, la nueva Ley deja en el desamparo a esa menor, le deja tomar una decisión sin necesidad de meditar, de madurarla y sobre todo sin contar con los que más la quieren, sus PADRES.

Sigan ustedes insultando a los que no piensan igual, sigan ustedes haciendo comparaciones odiosas sobre los que expresan en libertad democrática su forma de ver LA VIDA.

El insulto al final sólo cuenta para el ignorante, usted insulte lo que quiera, así todos sabremos de que calaña está hecho, pero para muchos padres como un servidor, lo más importante son sus hijos y el derecho que tienen a ser menores, muchos padres no deseamos que les sea arrebatado este derecho por una ideología o forma de hacer política.

5 comentarios:

  1. Siempre he creído que aquellos que insultan y gritan en las conversaciones son aquellos que no tienen bases sólidas para defender sus creencias. Cuando se les plantea otra opinión y se ven acorralados recurren a aquello de que "no hay mejor defensa que un buen ataque". Pobres.

    En cuanto al tema que planteas, que personalmente opino lo has expresado magníficamente, no hay que olvidar que actualmente hay muchos padres para los que es muy cómodo que el estado se haga cargo de la educación de sus hijos. Sobre todo en temas complicados como es este.

    No soy madre, te hablo desde el punto de vista de hija cuyos padres, al igual que vosotros, se preocuparon de mi presente como niña o adolescente y de mi futuro como mujer, dentro de unos años vuestros hijos van a estar orgullosos de tí y de tu mujer como yo hoy, a mis 41, lo estoy de mis padres.

    Besucos.

    ResponderEliminar
  2. Yo soy muy mal pensado pero desde que lo oí por primera vez siempre he sospechado que la "posibilidad de aborto a partir de 16 sin permiso paterno" es fundamentalmente un buen señuelo, la punta de iceberg, que distrae del fondo de la cuestión y que permitirá a los proponentes de la ley, si detectan una sólida oposición a la misma, renunciar a eso en aras de un supuesto consenso en el resto.

    Sobre los que insultan por no tener otra capacidad de argumentar, sinceramente no me merece la pena dedicar un segundo.

    ResponderEliminar
  3. "...no hablo del aborto en sí, que eso sería otro tema y otro debate..."

    No estoy de acuerdo con esta frase en concreto. Los 16 años son la edad legal en España para consentir las intervenciones médicas y hasta ahora jamás se había puesto esto en tela de juicio. Sólo se lo hace cuando se añade el aborto a la lista de intervenciones, por lo que evidentemente el tema es, una vez más, la interrupción voluntaria del embarazo.

    Cada cual tiene todo el derecho del mundo a estar en contra de la despenalización total del aborto (está muy lejos de ser mi caso, pero ese debate siempre está abierto), pero no me parece correcto decir que el enfado viene por otros temas, igual que no me parecía correcto en su momento decir que el enfado por la píldora post-coital sin receta viene por los efectos secundarios del medicamento. Si el debate es sobre el aborto, entonces hay que decirlo claro y ya está.

    ResponderEliminar
  4. El enfado llega por la forma de tratar a la familia, muchos somos padres y vemos un absurdo todo esto sin el consenso de sus padres salvo emancipación o tutela judicial, se supone que debe estar bien informado de todo lo que le va a ocurrir en esa intervención y esa decisión con aborto o sin aborto.

    Gente que sí cree en la Ley de plazos estuvo en la manifestación, sólo por el hecho de tener hijas y no estar de acuerdo con esta Nueva Ley.

    ResponderEliminar
  5. Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.

    ResponderEliminar

 

Sample Text

iconos

twitterfacebookgoogle pluslinkedinrss feedemail