Social Icons

twitterfacebookgoogle pluslinkedinrss feedemail

17 de abril de 2012

En el Valle del Ambroz

Que un amigo o amiga llegue a este rincón invitado para una invasión me pone siempre muy contento puesto que además de enriquecer este humilde rincón, me encanta que los lectores comprueben lo bonita que puede llegar a ser la blogosfera y como el compartir es la mejor forma de celebrar la amistad.

Hoy está con nosotros María Bote, la autora de un lugar encantador llamado Destello al que os invito visitar y tenerla en vuestras lecturas si os gusta la poesía. Ella muy amablemente ha decidido pasar aquí una jornada con "En el Valle Ambroz" y dejar buena cuenta de su buen hacer y manejo del verbo.

Os dejo con su aporte pero antes quiero ser agradecido con María, es todo un honor tenerla aquí hoy y poder compartirla con todos ustedes, así que todos los comentarios que ustedes dejen son para ella con el cariño de estos Pensamientos JFS que aún siguen con su viaje Peregrino.

En el Valle de Ambroz

Entre pinos y choperas
vierte el Ambroz sus rumores,
cristalinos surtidores
esparce por las riberas.

Los pájaros con sus trinos,
bordan música en la tarde;
mis sueños van peregrinos
por la floresta y su alarde.

Un vergel de luz y aromas,
por el puerto y sus honduras,
teje en el verdor coronas
de brisas y de frescuras.
Por encaladas redomas
reinan soles con mesuras.

Las hojas rilan que rilan
meciéndose en el estío,
por las veredas del río;
a mis ojos encandilan.

Atardecer de verano
en julio azul y radiante.
Con destellos de diamante,
                     la rima inundó mi mano.

Rotunda la claridad
del cielo sobre mi frente,
mientras el alma presiente
un soplo de liviandad
en la vereda sin besos
donde dormita el encanto.
No la regará mi llanto
por culpa de sus excesos

En mi sereno pesar
no daré paso a la ira
y mejor pulso mi lira
al tiempo de algún cantar.


Gracias al deleite ufano
de un Valle de Extremadura,
se restaura la ternura
en su perfil más humano,
y volveré otro verano
a empaparme de hermosura.

María Bote
 El Salugral, julio de 2011

6 comentarios:

  1. Bellísima poesía!!
    Mis felicitacions María!
    Afectuosos saludos para vos y para el "invadido Peregrino Senovilla".
    Lau.

    ResponderEliminar
  2. Magnifica invasión, que suerte tienes amigo Senovilla , te tratan como una marajá….
    Te lo mereces… Un abrazo, y otro para María por tan buena poesía.

    ResponderEliminar
  3. Me ha encantado este poema y más conociendo el río Ambroz y su entorno.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  4. Precioso poema, me ha encantado María, gracias por deleitarnos con tanta belleza...
    Peregrino ¿no habías abandonado tu gira por la blogosfera?
    Besos enormes a los dos y lindo fin de semana, la mudanza... no estaré por aquí,

    ResponderEliminar
  5. Gracias al generoso pergrino bloguero, con su mochila rebosante de pensamientos y poemas, Gracias por dejarse invadir por mis humildes versos. Es un alto honor para mí, el que puedan leerse en este magnífico portal.

    Gracias también, a los que tan amablemente habéis comentado. Un abrazo para todos y todas.

    María

    ResponderEliminar
  6. Precioso poema y una maravillosa tierra por la que tuve la suerte de patear en busca de yacimientos arqueológicos para la Junta de Extremadura. Un saludo!!

    ResponderEliminar

 

Sample Text

iconos

twitterfacebookgoogle pluslinkedinrss feedemail